lunes, 20 de marzo de 2017

¡VIDA!



A medida que vamos ganando en altura, nuestro reloj biológico, va descendiendo en proporción directa hasta llegar a tierra y ahí, se acaba todo...

Se puede ralentizar el proceso cuanto mas tiempo conservemos al niño/a que llevamos dentro, no tengáis prisa por crecer, eso llegará sin buscarlo.